Liderazgo y gobierno

El Consejo reconoce que un gobierno corporativo sólido sustenta una cultura saludable y es importante que el Consejo dé ejemplo, marcando las pautas desde los puestos más altos de la empresa y lidere los comportamientos que esperamos ver.

Más información

El Consejo de Administración es colectivamente responsable ante los accionistas del éxito a largo plazo de la compañía. Esta responsabilidad incluye cuestiones de estrategia, rendimiento, recursos, normas de conducta y rendición de cuentas. El Consejo también tiene la responsabilidad final en cuanto a gobierno corporativo, responsabilidad que desempeña, ya sea directamente o a través de sus comités y de la sección de Gobierno Corporativo del informe anual.

Un director se nombra por resolución ordinaria (es decir, por mayoría simple de votos emitidos) en una reunión general de accionistas ordinarios. El Consejo también está facultado para nombrar a un Director, pero toda persona así designada debe contar con la confirmación de su cargo por los accionistas en la primera reunión general anual que se celebre tras su nombramiento por parte del Consejo.

Sujetos a los estatutos societarios de la empresa, a la legislación estatutaria pertinente y a las instrucciones dadas por los accionistas en la reunión general, los Directores pueden ejercer todos los poderes de la Empresa que no se deban ejercer obligatoriamente en la reunión general de accionistas. Además de esta responsabilidad colectiva, el Presidente, el Consejero Delegado y el Director Sénior Independiente tienen funciones claramente definidas.

La empresa se encarga de que los nuevos Directores no ejecutivos reciban información comercial detallada sobre las operaciones del Grupo y de que realicen visitas de presentación a las principales instalaciones del grupo. La formación como Director para nuevos directores, cuando corresponda, se organiza con proveedores externos.

Los Directores no ejecutivos pueden realizar visitas a empresas del Grupo o a instalaciones operativas, coordinadas por la Oficina del Secretario General del Grupo. Regularmente, se realizan presentaciones al Consejo sobre las funciones especializadas y los negocios del Grupo.

La formación general de directores está disponible para todos los directores. El Secretario General del Grupo informa a los miembros del Consejo sobre cambios significativos en la ley que afecten a sus deberes como directores.

Babcock ha adoptado un procedimiento formal para la divulgación, revisión, autorización y gestión de conflictos de intereses reales y potenciales de los directores de conformidad con la Companies Act de 2006.

El procedimiento requiere que los directores notifiquen formalmente al Consejo (a través del Secretario General) cualquier nuevo conflicto de intereses real o potencial en cuanto tengan conocimiento de ello o cuando se produzca un cambio material en cualquiera de los conflictos de intereses que ya hayan revelado.

El Consejo revisa lo antes posible cualquier conflicto de intereses notificado por un Director. El Consejo somete a su consideración si existe de hecho un conflicto o un conflicto potencial. Si existe o pudiera existir un conflicto, el Consejo decide si redunda en interés de la compañía autorizarlo y, en caso afirmativo, en qué condiciones. Al emitir su juicio sobre esta cuestión, el resto de directores tiene en cuenta sus deberes generales para con la compañía.

Se mantiene registro de todas las revelaciones realizadas y los términos de cualquier autorización otorgada. Las autorizaciones se pueden revocar o se pueden modificar los términos en los que se otorgaron en cualquier momento, si se considerase oportuno.

Los posibles conflictos de intereses autorizados por el Consejo se revisan anualmente. En caso de que surgiera algún conflicto con respecto a un asunto concreto, se adoptarían medidas paliativas (por ejemplo, la no asistencia del Director interesado a la totalidad o a parte de las reuniones del Consejo y la no distribución al mismo de documentos pertinentes).

El Consejo mantiene una serie de reuniones regulares cada año, complementadas por reuniones especiales de vez en cuando para fines específicos, como por ejemplo para tratar una adquisición concreta. También hay Comités del Consejo, cuyos detalles se pueden encontrar aquí.

Cada año, el Consejo revisa su desempeño, el desempeño de sus comités y de los directores individuales. Esto se realiza anualmente, con el apoyo de un moderador independiente o del Secretario General, cada dos años. El proceso implica entrevistas individuales confidenciales con cada miembro del Consejo y otros empleados sénior. Los resultados de estas entrevistas se notifican al presidente y se ponen a disposición del Consejo para su debate.